MiSabueso » Medicina Natural » Sáuco

Usos Medicinales del Sáuco

Sáuco es el nombre común del género de estos árboles y arbustos. Generalmente el saúco crece entre 3 a 9 metros. A pesar de ser una especie europea, es cultivado también en muchas áreas de Norteamérica y Sudamérica.

Posee grandes hojas y sus flores, de color crema y dispuestas en ramilletes apretados se muestran al final de la primavera produciendo posteriormente unas pequeñas bayas de color rojo oscuro, azuladas o negras, en algunas raras ocasiones amarillo o blanco. La médula de sus bayas es abundante y ligera y sus flores aromáticas. Los saúcos suelen vivir entre 80 a 100 años.

El saúco se ha utilizado desde hace siglos en medicina tradicional y se elaboran con sus bayas vinos y mermeladas. Las raíces del saúco poseen principios activos purgantes que pueden llegar incluso a ser nocivos, en general, los animales evitan este árbol.

Beneficios del Sáuco

La planta de saúco posee cualidades diuréticas, astringentes, antiespasmódicas, diaforéticas y relajantes. La infusión básica para descongestionar las vías respiratorias altas, disminuir la fiebre, aliviar afecciones de la piel y aprovechar sus cualidades sedantes se prepara agregando 2 cucharadas de flores secas o 1 de hojas frescas a 1 taza de agua y se deja reposar tapada por diez minutos. Este bebida puede ser suministrada hasta tres veces al día.

Para disminuir las manchas de la piel: Agregue a 1 taza de agua hirviendo algunas hojas y flores de sáuco, deje reposar y aplique tibia sobre la zona afectada. También puede utilizar los residuos sólidos de la cocción masajeando suavemente el área, este proceso deberá repetirlo todos los días hasta que vea los resultados.

Un remedio casero, fácil y efectivo para disminuir las inflamaciones ocasionadas por golpes o picaduras de insectos es hervir en un litro de agua un puñado de hojas y flores de sáuco. Se deja hervir por unos 4 o 5 minutos y con la ayuda de un paño humedecido con el líquido se aplican sobre la zona afectada lo más caliente que soporte, verá como la inflamación disminuye rápidamente.

Catarros, resfriados, gripe: El té de flores de esta planta preparado con 20 gramos en un litro de agua produce un buen efecto contra los síntomas del resfriado. Posee un gran efecto sudorífico que ayuda a eliminar toxinas.

Para aliviar los dolores y las molestias ocasionadas por la amigdalitis es prudente realizar gargarismos con el líquido resultante de la infusión de las flores de sáuco durante tres veces al día hasta disminuir y acabar con la afección.

Hemorroides, almorranas: Hervir las hojas en leche y aplicarlas como cataplasmas.

Para aliviar dolores reumáticos: Ponga a hervir 2 ½ litros de agua y agregue 2 cucharadas de bayas de saúco, deje hervir a fuego medio por quince minutos y luego se cuela en otro recipiente. Deje reposar por algunos minutos y beba 1 taza pequeña tres veces al día.

Conjuntivitis: La inflamación de los párpados por causa de la conjuntivitis suele ser bastante irritante y no es muy estético, por esta razón es recomendable aplicar paños de agua de sáuco tibia, pues esta hierba, al igual que las hojas de , alivia y desinflama los ojos.

Para la tos: Se cocina en un litro de agua una papayuela, se bate y se añaden tres flores de violeta morada y flores de saúco. Se toman cinco tazas diarias.

Saúco
  • Reino: Plantae
  • División: Magnoliophyta
  • Clase: Magnoliopsida
  • Orden: Dipsacales
  • Familia: Adoxaceae
  • Género: Sambucus



Los consejos, descripciones y tratamientos aquí expuestos se suministran sólo como información, deberá tomarlos bajo su exclusiva responsabilidad y no deben sustituir nunca el consejo y tratamiento médico adecuado.




Anuncios




© MCMXCIX - MMXVII MiSabueso.com — Se prohíbe la reproducción total o parcial de esta página por cualquier método.
Cualquier uso que se haga de este sitio web constituye aceptación de los Términos del Servicio y Política de Privacidad que operan sobre todos los visitantes y/o usuarios.

Contacto